Decisión nº 233 de Tribunal Primero de Primera Instancia en funciones de Juicio de Portuguesa (Extensión Guanare), de 10 de Enero de 2008 - Jurisprudencia - VLEX 305357366

Decisión nº 233 de Tribunal Primero de Primera Instancia en funciones de Juicio de Portuguesa (Extensión Guanare), de 10 de Enero de 2008

RESUMEN

VI. DISPOSITIVO Por los razonamientos expuestos, este Tribunal de Primera Instancia en Funciones de Juicio N° 1 del Circuito Judicial Penal de la Circunscripción Judicial del Estado Portuguesa, Administrando Justicia en Nombre de la República Bolivariana de Venezuela y por autoridad de la ley, RESUELVE: ÚNICO: Por DECISIÓN MAYORITARIA, ABSUELVE a los ciudadanos VICTOR MANUEL MUÑOZ PEDROZO, de... (ver resumen completo)

EXTRACTO GRATUITO

REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA

EN SU NOMBRE:

TRIBUNAL DE PRIMERA INSTANCIA EN LO PENAL

JUEZ EN FUNCIÓN DE JUICIO N° 1

CIRCUITO JUDICIAL PENAL DEL ESTADO PORTUGUESA

Guanare, 10 de Enero de 2008

197° Y 148°

Sentencia dictada en el Expediente Penal N° 1JM-144/2005

Contra: VÍCTOR MANUEL MUÑOZ PEDROZO

JUAN NARVAEZ OLIVEROS

LUCIANO LEOPARDI LEOMBRUNI

Delito: OCULTAMIENTO ILÍCITO DE SUSTANCIAS ESTUPEFACIENTES

Tribunal Mixto:

Juez Presidente: Abg. Elizabeth Rubiano Hernández

Escabinos:

Escabino Titular N° 1: Lelis Elizabeth Arévalo Castillo

Escabino Titular N° 2: Yalida Maritza Silva

Secretario: Abg. María Yoneida Castellanos.

Fiscal: Abg. Félix Montes, Fiscal Primero del Ministerio Público con Competencia en Materia de Estupefacientes

Defensores Privados:

De Luciano Leopardi Leombruni:

Abg. Josefina Morón de Zapata

Abg. Manuel Ricardo Martínez

De Víctor Manuel Muñoz Pedrozo y Juan Narváez Oliveros:

Abg. Omar Gatrif

Abg. Rafael Mitilo Veliz

Víctima: El Estado Venezolano

**************************************

De conformidad con lo dispuesto en los artículos 364 y 366 del Código Orgánico Procesal Penal, se procede a dictar sentencia en la presente causa, en los términos que se expresan a continuación:

I. IDENTIFICACIÓN DE LOS ACUSADOS

VICTOR MANUEL MUÑOZ PEDROZO, de nacionalidad Colombiana, indocumentado en este país, natural de Menchiquejo, Departamento del Magdalena, República de Colombia, de 24 años de edad, fecha de nacimiento 26 de Marzo de 1972, domiciliado en Menchiquejo, casa s/n, Magdalena, Colombia, con domicilio en la Finca Galapaguito, Guanarito, Estado Portuguesa.

JUAN NARVAEZ OLIVEROS, de nacionalidad Colombiana, natural de Magdalena, República de Colombia, titular de la Cédula de Ciudadanía N° 12.460.031, indocumentado en este país, nacido el 16 de Mayo de 1977, de 27 años de edad, de profesión u oficio obrero, con domicilio en la Finca Galapaguito, Guanarito, Estado Portuguesa.

LUCIANO LEOPARDI LEOMBRUNI, de nacionalidad Venezolana adquirida, natural de Sulmona, República de Italia, nacido en fecha 16 de Febrero de 1940, de estado civil casado, de ocupación agricultor, residenciado en el Edificio Carima, piso 2, apartamento B 21, avenida 5 de Diciembre, Acarigua, Estado Portuguesa.

II. HECHOS Y CIRCUNSTANCIAS OBJETO DEL JUICIO

Los hechos que dieron motivo al presente proceso ocurrieron el día 30 de Octubre de 2004 aproximadamente a las tres y quince minutos de la tarde, cuando una comisión de funcionarios adscritos a la División Nacional contra Drogas del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas al mando del Sub Inspector Luis Revilla, habiendo tenido conocimiento de la presunta comisión de hechos punibles relacionados con el tráfico ilícito internacional de sustancias estupefacientes y actuando en cumplimiento de autorización judicial de allanamiento expedida en fecha 28 de Octubre de 2004 por el Tribunal de Primera Instancia en Función de Control N° 1 Extensión Acarigua del Circuito Judicial Penal del Estado Portuguesa, se presentaron en el Sector La Capilla, Municipio Papelón, Estado Portuguesa, específicamente en la Hacienda “Galapaguito”, y presentándose ante el encargado de dicha propiedad agropecuaria, ciudadano DOMINGO CECILIO DELGADO y previo el cumplimiento de las formalidades de ley, ejecutaron el mandato. En el curso del mismo dejaron constancia de que procedieron en primer lugar a recabar información de parte del antes nombrado ciudadano, quien hizo de su conocimiento que en dicha finca laboraban –entre otros- dos ciudadanos de nacionalidad colombiana, indocumentados, de nombres JUAN NARVÁEZ OLIVEROS y VÍCTOR MANUEL MUÑOZ PEDROZO, quienes fueron llevados al lugar por el hijo del propietario, de nombre Luciano Leopardi, y que sólo obedecían órdenes de ambos, padre e hijo –del mismo nombre-, y que se dedicaban al cuidado y arreo del ganado. En el desarrollo del allanamiento los funcionarios dejaron constancia en las actas respectivas de que observaron un terraplén o pista de aterrizaje, respecto a la cual les informó el encargado que era utilizada para el aterrizaje de aeronaves de las cuales en algunas oportunidades los ciudadanos colombianos antes mencionados descargaban y cargaban sacos de contenido desconocido; que el mecanismo o rutina que seguían consistía en que el día anterior al aterrizaje de la aeronave estos dos ciudadanos recibían una llamada de alguno de los señores Leopardi o de otras personas, entre las que escuchó que nombraban como Kiko y Carlos; que los dos ciudadanos mencionados como de nacionalidad colombiana se reunían en la casa principal con alguno de los Leopardi mientras aterrizaba la aeronave, e inmediatamente los colombianos recibían la carga –sacos- o la entregaban, según lo que hubiera que hacer, y que luego se trasladaban hasta un sector ubicado al final de la pista de aterrizaje conocida como “Lomo de Perro”, lugar donde el encargado observaba que ocultaban los sacos. Con vista de esta información los funcionarios se hicieron acompañar por los ciudadanos RAFAEL GREGORIO MEJÍAS ESCOBAR y JULIO CÉSAR CUEVAS MONTILLA, en condición de testigos, previo el consentimiento del encargado de la finca –Domingo Cecilio Delgado- y desarrollaron en el inmueble una revisión minuciosa, a partir de la cual obtuvieron como resultado en una vivienda tipo rural de colores verde, azul y rosado, una determinada cantidad de armas y municiones, así como también un radio transmisor, y un teléfono fijo; en otra vivienda de color rosado encontraron un chaleco antibalas y también armas y municiones; en un contenedor de color azul encontraron cuatro (4) bultos tipo sacos de color blanco, contentivos de veinte envoltorios cada uno, para un total de ochenta (80) contentivos de una sustancia que los funcionarios describieron como compacta de color blanco, de presunta cocaína, a la cual le fue practicada in situ aleatoriamente una prueba de orientación o narco-test, que arrojó un resultado preliminar positivo para esta sustancia. A continuación los funcionarios se trasladaron hasta un sector cercano a la pista de aterrizaje, lugar conocido como “Lomo de Perro”, y en el mismo en un terreno accidentado conformado por matorrales encontraron cinco (5) bultos con características similares a los antes descritos, cada uno contentivo de veinte (20) envoltorios de regular tamaño, tipo panela, que sumaron un total de cien (100), que revisaron igualmente en forma aleatoria encontrando una sustancia similar a la cual también practicaron una prueba de orientación que resultó positiva para cocaína.

En vista de estos hallazgos, previo el cumplimiento de las formalidades de ley, los funcionarios procedieron al decomiso de las sustancias a través de los trámites de rigor; así como también a la aprehensión de los ciudadanos JUAN NARVÁEZ OLIVEROS y VÍCTOR MANUEL MUÑOZ PEDROZO, quienes quedaron a disposición del Ministerio Público. Así mismo, elaboraron las actas correspondientes tanto a la visita domiciliaria como a la inspección ocular y a la investigación técnica.

Con fundamento en las actuaciones desarrolladas en los anteriores términos por la Comisión de Funcionarios adscritos al Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas, el Fiscal Primero del Ministerio Público con competencia en materia de Estupefacientes de esta Circunscripción Judicial se dirigió a la Juez de Primera Instancia en Función de Control N° 1 Extensión Acarigua de este Circuito Judicial Penal, mediante escrito en el cual se solicitó la aprehensión de los ciudadanos LUCIANO LEOPARDI LEOMBRUNI y LUCIANO LEOPARDI SICILIANO, la cual fue acordada por auto de fecha 01 de Noviembre de 2004 (folio 50, Pieza 1), ordenando así mismo el Tribunal el traslado de los detenidos VÍCTOR MANUEL MUÑOZ PEDROZO y JUAN NARVÁEZ OLIVEROS para la celebración de la Audiencia de Presentación.

Consta en las actas procesales que mediante escritos (folios 62 y 63, Pieza 1) el acusado LUCIANO LEOPARDI LEOMBRUNI se dirigió al Tribunal para efectuar designación de Defensa Técnica.

Así mismo, consta que en fecha 01 de Noviembre de 2004 se celebró la Audiencia Oral convocada por el Tribunal, y que en el curso de la misma la Defensa Técnica de los acusados VÍCTOR MANUEL MUÑOZ PEDROZO y JUAN NARVÁEZ OLIVEROS solicitó al Tribunal la declinatoria del conocimiento de la causa por incompetencia territorial, lo que fue declarado con lugar ordenándose la remisión de la causa a la sede principal del Circuito, en esta ciudad de Guanare.

Consta así mismo, en las actas procesales (folios 93 y 94, Pieza 1) actuación de funcionarios adscritos al Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas de fecha 01 de Noviembre de 2004, en la cual se deja constancia de que con motivo de la orden judicial de aprehensión recibida, se trasladaron hasta la sede de la Fiscalía Primera del Ministerio Público con sede en Acarigua, Estado Portuguesa, en cuyo primer piso fue localizado un ciudadano a quien identificaron como LUCIANO LEOPARDI LEOMBRUNI, por lo cual le impusieron de sus derechos constitucionales y le trasladaron hasta la sede de dicho Cuerpo Técnico, dejándolo detenido a la orden del Tribunal emisor de la orden.

Recibida la causa en el Tribunal de Control competente de este Circuito Judicial Penal –Juez en Función de Control N° 3 de la sede Guanare-, se dictaron de inmediato las providencias de rigor, y previo el cumplimiento de las formalidades referidas al derecho a la Defensa Técnica oportuna de los acusados, se procedió a efectuar el ACTO JUDICIAL Y CONTRADICTORIO DE VERIFICACIÓN DE LA NATURALEZA, CANTIDAD, CARACTERÍSTICAS, PESO APROXIMADO, Y TOMA DE UNA MUESTRA SUFICIENTE, en relación con las sustancias decomisadas en el allanamiento que dio origen al presente proceso, cuyo desarrollo y resultado constan a los folios 147 a 150 y sus vueltos, Pieza 1...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS