Decisión de Juzgado Cuarto de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y Tránsito de Merida (Extensión Mérida), de 27 de Febrero de 2012 - Jurisprudencia - VLEX 356232354

Decisión de Juzgado Cuarto de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y Tránsito de Merida (Extensión Mérida), de 27 de Febrero de 2012

Procedimiento:Nulidad De Contrato De Compra Venta
Ponente:Carmen Yaquelin Quintero Carrero
Número de Expediente:8380
Fecha de Resolución:27 de Febrero de 2012
Emisor:Juzgado Cuarto de Primera Instancia en lo Civil, Mercantil y Tránsito
RESUMEN

Por los razonamientos anteriormente expuestos, este JUZGADO CUARTO DE PRIMERA INSTANCIA EN LO CIVIL, MERCANTIL Y DEL TRÁNSITO DE LA CIRCUNSCRIPCIÓN JUDICIAL DEL ESTADO MÉRIDA con sede en Tovar, Administrando Justicia, en nombre de la República Bolivariana de Venezuela y por autoridad de Ley, DECLARA: PRIMERO: SIN LUGAR la demanda interpuesta por las ciudadanas, Yajaira Coromoto Molina Rangel,... (ver resumen completo)

EXTRACTO GRATUITO

REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA

EN SU NOMBRE

JUZGADO CUARTO DE PRIMERA INSTANCIA CIVIL, MERCANTIL Y TRÁNSITO DE LA CIRCUNSCRIPCIÓN JUDICIAL DEL ESTADO MÉRIDA,

Con sede en esta ciudad de Tovar.

200º y 152º

ASUNTO: EXP. 8380

PARTE DEMANDANTE: YAJAIRA COROMOTO MOLINA RANGEL, JENNY DEL CARMEN MOLINA DE ZERPA, ILYA MARY MOLINA DE PAREDES y MARNEL JOSSYRE MOLINA RANGEL, venezolanas, mayores de edad, titulares de las cédulas de identidad Nos V- 8.042.754, V.- 8.042.755, V.- 11.464.571 y V.- 15.621.827 respectivamente, domiciliadas en la ciudad de Mérida del Estado Mérida y jurídicamente hábiles.

APODERADOS JUDICIALES: CARLOS ENRIQUE MOLINA GUERRERO y ANDRES ARIAS REY, venezolanos, mayores de edad, titulares de las cédula de identidad Nos. V.- 3.767.860 y V.- 3.297.996 respectivamente, domiciliado el primero en la ciudad de Mérida del Estado Mérida y el segundo domiciliado en la ciudad de Tovar del Estado Mérida, inscritos en el Inpreabogado bajo los Nos. 25515 y 21900 en su orden y jurídicamente hábiles.

PARTE DEMANDADA: NESTOR ALIRIO MEDINA RAMIREZ, venezolano, mayor de edad, titular de la cédula de identidad Nº. V- 8.709.931, domiciliado en la jurisdicción del Municipio Rivas Dávila del Estado Mérida y jurídicamente hábil.

APODERADOS JUDICIALES: JORGE GUILLERMO ARELLANO CONTRERAS y LUIS MANUEL MARQUEZ VIVAS, venezolanos, mayores de edad, titulares de las cédulas de identidad Nos. V.- 8.083.548 y V.- 15.235.242 respectivamente, inscritos en el Inpreabogado bajo los Nos 76425 y 115332 en su orden, domiciliados en la jurisdicción del Municipio Rivas Dávila del Estado Mérida y jurídicamente hábiles.

MOTIVO: NULIDAD DE CONTRATO DE COMPRA VENTA.

SINTESIS DE LOS TERMINOS EN QUE HA QUEDADO

PLANTEADA LA CONTROVERSIA

En fecha veinticinco (25) de enero del dos mil diez (2010) se recibió demanda de los ciudadanos YAJAIRA COROMOTO MOLINA RANGEL, JENNY DEL CARMEN MOLINA DE ZERPA, ILYA MARY MOLINA DE PAREDES y MARNEL JOSSYRE MOLINA RANGEL, venezolanas, mayores de edad, titulares de las cédulas de identidad Nos V- 8.042.754, V.- 8.042.755, V.- 11.464.571 y V.- 15.621.827 respectivamente, domiciliadas en la ciudad de Mérida del Estado Mérida y jurídicamente hábiles, actuando en su condición de hijas legitimas del causante NESTOR LUIS MOLINA GUERRERO, asistidas de los abogados CARLOS ENRIQUE MOLINA GUERRERO y ANDRES ARIAS REY, venezolanos, mayores de edad, titulares de las cédula de identidad Nos. V.- 3.767.860 y V.- 3.297.996 respectivamente, domiciliado el primero en la ciudad de Mérida del Estado Mérida y el segundo domiciliado en la ciudad de Tovar del Estado Mérida, inscritos en el Inpreabogado bajo los Nos. 25515 y 21900 en su orden y jurídicamente hábiles, contra el ciudadano NESTOR ALIRIO MEDINA RAMIREZ, venezolano, mayor de edad, titular de la cédula de identidad Nº. V- 8.709.931, domiciliado en jurisdicción del Municipio Rivas Dávila del Estado Mérida y jurídicamente hábil por Nulidad de Contrato de Compra Venta, alegando que el causante NESTOR LUIS MOLINA GUERRERO, quien era venezolano, mayor de edad, titular de la cédula de identidad N° V.- 3.031.421 quien falleció ab intestato el día quince (15) de enero del dos mil diez (2010) en esta ciudad, y que a escasas veinticuatro (24) horas antes del fallecimiento de su padre el ciudadano NESTOR ALIRIO MEDINA RAMIREZ, solicitó el traslado y constitución de la Notaría Pública de la ciudad de Tovar al Hospital para que su padre le diera en venta pura y simple, perfecta e irrevocable mediante documento autenticado, un lote de terreno ubicado en el Sector El Charco, La Playa, Parroquia Gerónimo Maldonado, Municipio Rivas Dávila del Estado Mérida, comprendido dentro de los siguientes linderos y medidas: FRENTE: en la medida de doce (12 mts) metros, colinda con calle principal La Marina. LADO DERECHO: en la medida de veinticinco (25 Mts) metros, colinda con propiedad de Miguel Zambrano; LADO IZQUIERDO. En la medida de veinticinco (25 Mts) metros colinda con propiedad de miguel Zambrano y FONDO: en la medida de doce (12 mts) metros colinda con calle nueva destapada, sobre dicho terreno existe una casa apta para habitación integrada por tres habitaciones con puertas de madera, ventanas con rejas de seguridad y persianas de vidrio de dos metros de largo por un metro con sesenta centímetros de ancho, las cuales se encuentran descritas en el libelo de la demanda, adquirida por su padre según documentos protocolizados por ante la Oficina de Registro Público del Municipio Rivas Dávila del Estado Mérida, con sede en bailadores, en fecha 13 de enero del 2004, bajo el N° 24, Protocolo Primero, Tomo I, correspondiente al Tercer Trimestre y de fecha 05 de mayo del 2009, bajo el N° 16, Tomo 7, del Protocolo de transcripción, como consecuencia de ese traslado y constitución de la Notaría en el Hospital San José II de Tovar, y a las diversas maquinaciones promesas y engaños realizadas por el ficto comprador Néstor Alirio Medina Ramírez, obtiene que el hoy causante quien se encontraba gravemente enfermo, procediera a otorgarle el documento de venta del inmueble anteriormente descrito en fecha 14 de enero del 2010, bajo el N° 27, Tomo 02, protocolizado por ante el Registro Público del Municipio Rivas Dávila en fecha 20 de enero del 2010, bajo el N° 2010.182, Asiento Registral 1 del inmueble matriculado con el N° 376.12.17.2.112 y correspondiente al Libro del Folio Real del año 2010.

Expresan las demandantes que dicho documento llama la atención porque además del error de redacción que presenta el cual se evidencia con la lectura del mismo, y que no fue rechazada su tramitación por la oficina de Registro, al final de su contenido el ficto comprador al aceptar la venta, constituye el derecho de usufructo de por vida, para uso y habitación de su causante, hecho que de manera evidente desnaturaliza el carácter de la venta en forma pura y simple y refleja la mala fe y descaro engaño en la ficticia operación y lo mas vulgar e insólito es la conducta del comprador al señalar en el documento que su padre recibió a su entera satisfacción la cantidad de cuatrocientos mil bolívares (Bs. 400.000,00), dinero que nunca recibió por las condiciones agónicas en que se encontraba no solo para el día de la firma del documento sino los días previos a éste y además porque el presunto comprador carece de la capacidad económica para poder disponer, entregar y pagar una suma de dinero como ésta ya que no se moviliza hoy día en efectivo si no a través de instrumentos cambiarios, vista la situación de inseguridad del país.

Manifiestan que desde inicios del mes de octubre del año 2009, su padre en vida, venía sufriendo quebrantos de salud y el día dos (2) de enero de 2010, fue recluido en el Hospital II San José de esta ciudad, como se evidencia del informe de fecha 19 de enero del 2010 y desde entonces día a día la salud de su padre fue haciéndose mas grave y latente en cualquier momento su muerte, circunstancia que fueron aprovechadas por el demandado, valiéndose de la condición de vecino, para inducir a su padre, mediante engaños para realizarle una venta ficticia del inmueble, con el propósito de evitar que en caso de producirse la muerte de su padre la propiedad no quedara en manos de sus legitimas herederas, motivo por el cual el día 14 de enero del 2.010 a las diez de la mañana se trasladó y constituyó la Notaría Pública de Tovar, en el Hospital II San José, donde se encontraba recluido su padre enfermo terminal, y aprovechándose de que no se encontraba para ese momento ninguna de ellas ni tampoco ningún familiar, situación aprovechada por el demandante para materializar de la manera más vulgar y descarada la fraudulenta compra venta del inmueble en cuestión, valiéndose del estado de agonía de su padre y totalmente limitado de sus facultades físicas y mentales, sin razonamiento para analizar la conveniencia o no de la propuesta que le estaban haciendo y dada la insistencia con que se la planteaban en medio de la desesperación y la agonía y a escasa veinticuatro horas de su fallecimiento, el demandado materializo el fraude, como consecuencia de haber obtenido un consentimiento fraudulento, al manipular descaradamente la voluntad de una persona enferma terminal a escasas horas de su muerte y que no se encontraba en pleno uso de sus facultades mentales, lo que se tipifica en un dolo que lo llevo a firmar un documento de traspaso de un inmueble de propiedad de su padre sin que el demandante haya cumplido estrictamente con la obligación de pagar el precio de la cosa, manifestando su padre una voluntad que no era la de él, ya que fue el resultado de un vil engaño doloso y malsana actitud del presunto comprador de no cumplir su obligación fundamental.

Solicitaron las demandantes es aras de que no quede ilusoria la ejecución del fallo y en base a lo exigido en el artículo 585 del Código de Procedimiento Civil en concordancia con el artículo 588 ejusdem, medida de Prohibición de Enajenar y Gravar sobre el inmueble objeto de la presente acción de nulidad.

Aducen que por los razonamientos expuestos acuden a esta autoridad para demandar como en efecto lo hacen al ciudadano NESTOR ALIRIO MEDINA RAMIREZ, ya identificado, por Nulidad de Documento Publico de Compra Venta, otorgado por vía de autenticación por ante la Notaría Pública de la ciudad de Tovar, Municipio Tovar del Estado Mérida, el día 14 de enero de 2010, bajo el N° 27, Tomo 02 y posteriormente protocolizado por ante la Oficina de Registro Público del Municipio Rivas Dávila del Estado Mérida en fecha 20 de enero del 2010, bajo el N° 2010.182, Asiento Registral 1 del inmueble matriculado con el N° 376.12.17.2.112, correspondiente al Libro del Folio Real del año 2010, para que convenga en la nulidad de la venta, en pagar las costas y honorarios de abogados que se ocasionen con motivo del presente juicio, la indexación...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS